Croquetas de pollo

Croquetas de pollo

Qué calificación crees que merece esta receta?

Las croquetas son unas bolitas de bechamel rellenas de carnes o verduras que se rebozan en harina, huevo y pan rallado. Son típicas de la gastronomía española, aunque muchos países tienen su propia versión de este plato.
Estas croquetas de pollo que prepararemos hoy son una delicia ideal para servir como plato principal, como entrante, como acompañamiento a otros platos o para llevar a un picnic.
Es un plato que gusta a todos, sobretodo a los niños y resultan ideales para aprovechar restos de pollo (Asado, frito o hervido) que nos haya sobrado de otra comida.
Como la elaboración es un tanto laboriosa, cuando las prepare haga más cantidad de lo que va a consumir y guarde el resto herméticamente dentro del congelador. De esta forma siempre tendrá unas buenas croquetas de pollo caseras listas para comer.

Ingredientes

  • ¼ de pollo cocido picado fino
  • 1 litro de leche
  • 100 gramos de mantequilla
  • 100 gramos de harina
  • 1 cebolleta
  • 1 huevo
  • Pan rallado
  • Aceite para freír
  • Sal

Croquetas de pollo 6

Preparación

  1. Fundir la mantequilla en una olla. Incorporar la cebolleta picada muy finamente y rehogar hasta que esté tierna.
  2. Añadir el pollo y una pizca de sal. Remover constantemente y empezar a verter cucharadas de harina, previamente tamizada en la olla.
  3. Cuando la harina empiece a tostarse añada la leche poco a poco y revuelva con un batidor manual. (Es muy importante batir bien durante 15 minutos más o menos para que no queden grumos en la bechamel.)
  4. Cuando la salsa tenga el espesor deseado, rectifique de sal, retire del fuego, traspásela a una fuente y deje enfriar a temperatura ambiente.
  5. Cuando la bechamel esté fría corte y comience a formar las croquetas con las manos. Páselas por harina, luego por huevo batido y para terminar, por pan rallado. Reservar.
  6. Calentar una buena cantidad de aceite en una sartén amplia y freír las croquetas poco a poco, evitando que se rocen entre sí.
  7. Cuando las croquetas de pollo estén doraditas retire de la sartén con una espumadera y póngalas sobre un plato forrado en papel absorbente.
  8. Servir inmediatamente.

Nota: Si guarda algunas croquetas de pollo en el congelador y las quiere usar en otro momento, no es necesario descongelarlas antes. Puede freírlas directamente en abundante aceite caliente.

 

2 Comentarios

  1. Que ricas amiga, felicidades para estos días.
    Besos.

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Loading Facebook Comments ...